Mito # 1 : “Los niños deben aprender a defenderse ellos mismos”
Realidad : Cuando un niño tiene la valentía de quejarse de ser maltratado/acosado quiere decir que ya no puede lidiar con la situación por el mismo. Esto debe traducirse como un llamado de auxilio. Además de ofrecerle apoyo, ayudará enseñarle al niño técnicas de solución de problemas y asertividad que le servirán siempre que tenga situaciones difíciles a largo de su vida.

Mito #2 : “Si te pegan, pega más fuerte”
Realidad : Cuidado. Frecuentemente los agresores son mas grandes y fuertes que sus victimas. La violencia NO es una manera legítima de resolver problemas, en su lugar, enséñale como usar su poder para solucionar problemas.

Mito # 3 : “Templa su carácter”
Realidad : Cuando un niño es agredido repetidamente y no recibe ayuda, se daña su autoestima y también algo muy importante : su confianza en los demás.

Mito # 4 : “No hagas caso, son sólo palabras”
Realidad : hay palabras que se quedan como cicatrices que no olvidaremos durante toda nuestra vida.

Mito # 5 : “No es acoso/maltrato, sólo están jugando”
Realidad : Si es repetitivo, es acoso/maltrato.

Mito # 6 : “Siempre existirá, es imposible erradicarlo”
Realidad : Padres, maestros y estudiantes deben afrontar que el acoso/maltrato escolar no es una cuestión de disciplina, sino una lección de vida tanto para los agresores como para las víctimas. Esto SI cambiará la actitud ante este problema.

La claridad ante estos mensajes es una : si tienes sospechas o has confirmado que tu hij@ es víctima o victimario de acoso/maltrato escolar debes sentir una gran responsabilidad acerca de cómo ayudarlo.

El Análisis de temperamento te dará herramientas para afrontar está realidad que debe ser abordada cuidadosamente ya que están en juego la autoestima de tu hij@ y la relación de confianza que existe entre ustedes, y también con sus maestros y sus compañeros.

Usa el Análisis de temperamento para que el acoso/maltrato escolar se vuelva una lección de vida en su formación como ser humano, mas allá de su formación académica.

El Análisis de temperamento te dará una visión más amplia e integral de cómo abordar este complejo y multifactorial problema escolar.